viernes, 23 de abril de 2010

FORMAS DE TRABAJO CON EL TAROT (II)


1ª Forma:CONTEMPLACIÓN PASIVA
Esta forma de trabajo con el Tarot es la más sencilla de todas, aunque no por ello, menos efectiva.Quizá por esta causa es la más recomendada para los principiantes, sobre todo si no están familiarizados con las disciplinas del Tarot.

El Método consiste en la observación o contemplación de un arcano del Tarot, al tiempo que se hace un esfuerzo para apartar de la mente cualquier pensamiento que pudiera distraernos, permitiendo así que el arcano ocupe la totalidad de la mente.

El hecho de fijar la atención de manera consciente y voluntaria en uno de los arcanos del Tarot permite que la mente sintonice con su frecuencia vibratoria característica para que el iniciado pueda así extraer de su subconsciente, para hacer uso de ella, la cualidad que representa cada arcano.

Dichas cualidades pueden ser la fuerza de voluntad de El Mago, el poder de El Emperador,la fortaleza espiritual de La Fuerza, la intuición de La Sacerdotisa y así sucesivamente.

Utilizando este sistema de trabajo de manera apropiada y constante, el iniciado puede ser capaz de generar cambios intensos en su personalidad. Tan solo precisa dedicar entre 3 y 5 minutos diarios a la contemplación pasiva, un ejercicio que permite modificar las actitudes, los estados de ánimo y, en definitiva, la personalidad del individuo.

Hay que tener en cuenta que no es en absoluto aconsejable exceder el tiempo de meditación indicado, puesto que la fuerza que se libera es muy poderosa como para ser controlada de forma consciente y podría dar lugar a desequilibrios en la vida del iniciado.

lunes, 12 de abril de 2010

FORMAS DE TRABAJO CON EL TAROT


Como trabajar con el Tarot

El tarot es mucho más que un sistema de adivinación. De hecho, tras sus misteriosas imágenes se esconde toda una filosofía de vida, un complejo sistema de símbolos y una de las vías de trabajo y desarrollo personal y espiritual,más sincrética, práctica y efectiva de las culturas occidentales.

Gracias al tarot,conociendo sus símbolos en profundidad y manejándolos de la manera adecuada, es posible acceder a diferentes planos del Universo, que pueden entenderse de forma análoga a lo que la física moderna denomina "mundos paralelos".

Desde dichos planos, es fácil llegar a diversos estados de conciencia, que permitirán al iniciado alcanzar un conocimiento profundo de su psique, madurar como persona, equilibrar su personalidad y desarrollar las inmensas capacidades innatas de la mente.

Antes de iniciar una sesión de trabajo con el tarot, bajo cualquiera de sus formas, es imprescindible realizar una serie de pequeñas acciones y rituales encaminados a proporcionar al ambiente las vibraciones adecuadas y a preparar la psique del iniciado. De este modo,conseguirá distanciarse de su habitual estado de conciencia, para alcanzar una actitud más abierta y receptiva.

Para ello, el iniciado debe asegurarse de que dispone al menos de media hora sin ser molestado.Después debe procurarse un espacio tranquilo, libre de ruidos y distracciones y en el que haya una mesa y una silla.Entonces, propiciará la vibración adecuada con los arcanos encendiendo una vela y prendiendo una barrita de incienso.

Luego se sentará en la silla, en actitud relajada,con la espalda recta, las piernas paralelas y las manos apoyadas sobre los muslos y colocará el arcano con el que vaya a trabajar frente a sí, sobre la mesa. Puede resultar de ayuda cubrir la mesa con un paño negro, pues este color impedirá que el iniciado se distraiga durante el periodo de trabajo.

Una vez hechos los preparativos, ya puede dar comienzo la sesión con uno de los métodos de trabajo que haya decidido escoger el estudioso o iniciado del Tarot.

miércoles, 7 de abril de 2010

ESOTERISMO Y TAROT


Al contrario de lo que se suele creer, la función primordial del Tarot no es escudriñar en el futuro, sino penetrar en el propio interior para, mediante un esfuerzo consciente de meditación, analizarlo y provocar así los cambios psicológicos que pueden impulsar al individuo a embarcarse en un viaje de auto conocimiento destinado al crecimiento personal.

Para ello, es preciso comprender la cara esotérica de tan antiguo arte.

Toda filosofía, religión o tradición tiene una cara exotérica o "externa" y otra esotérica o "interna".
La primera emite un mensaje accesible a cualquier persona. En el Tarot, esta cara es la que permite tirar las cartas, "adivinar" el futuro y aconsejar a las personas sobre el devenir de su vida. La cara esotérica supone un segundo paso y requiere un entrenamiento para poder llegar a interpretar y comprender, de una manera más profunda, los paradigmas, ritos y símbolos de cada doctrina y que son la base misma que la sustenta.

Es la cara esotérica del Tarot la que permite recorrer el completo camino interno de cada persona y buscar la perfección y el equilibrio personal.

En el antiguo arte del Tarot, la parte externa, la de acceso más inmediato para cualquier persona interesada en este arte, se manifiesta a través de su diseño, es decir, de las escenas reproducidas en cada carta, los personajes que aparecen en ellas, etc.

Esta parte abarca el valor adivinatorio de los arcanos en las distintas tiradas, las relaciones de una carta con otra y sus correspondencias con las diversas mitologías que la Humanidad ha ido generando a lo largo de su historia.Pero, por su valor simbólico, el Tarot es ademásuna fuente de meditación.

Para todos los que desean ir más allá del primer mensaje que transmite cada arcano y que son capaces de profundizar en su significado y de trabajar el verdadero sentido de su simbologia también existe una parte esotérica, un camino de reflexión que estimula su pensamento y les lleva al conocimiento de sí mismos.

Esta parte estudia los arcanos del Tarot partiendo de la idea de que cada uno de los símbolos que los compone está vinculado con una energía o fuerza que actúa tanto a nivel macro-cósmico o universal, como micro-cósmico o personal y que sólo la visualización del símbolo a través de la meditació es capaz de movilizar.De este modo, la persona que se adentre en este terreno logrará que el arcano penetre en su mente y que su mensaje provoque cambios cualitativos en su psique que propicien un mayor crecimiento personal a través de una mejor comprensión del funcionamiento del Universo y del hombre.